España está en la parte alta de la UE en tolerancia y seguridad, pero en la cola en cultura

De un artículo de El País sobre España en relación con Europa

No invertimos dinero, ni tampoco tiempo en consumo cultural”. Es lo que dice Alba Colombo, experta en consumo cultural. El último Eurobarómetro ya señalaba que los españoles leen menos que la media de los países de la UE (un 60% de los españoles leyó al menos un libro en el último año, frente a un 68% de los europeos) y van menos al teatro (21% frente al 28%).

En el campo del cine, uno de los consumos culturales más democráticos, los españoles destacan por ser los que más esgrimen lo caro que resulta para no acudir: un 42% indica que éste es el motivo principal. “La crisis y la subida del IVA afectan a las prácticas culturales de los más desfavorecidos”, señala Aina López Yáñez, profesora de Sociología de la Cultura de la Universidad Complutense de Madrid. Analizando el Eurobarómetro, López apunta que el menor nivel de formación, con respecto a países nórdicos, incide en el “papel discreto” de España en el consumo de ciertos productos culturales. Los datos indican que en España se recurre más a Internet para cubrir necesidades culturales, especialmente si el acceso es gratuito. Por ejemplo, se ven más películas y programas de TV en streaming (31% frente al 27%). Pero, sin embargo, se compran menos libros y CD vía Internet (14% frente al 27%). A ello se añadiría el fenómeno del intercambio de archivos entre pares, el fenómeno P2P. Eloy Fernández Porta, escritor y ensayista, señala que esto viene de lejos: “En España siempre existieron unos hábitos de intercambio informal de productos culturales”.
Leído en http://politica.elpais.com/politica/2014/05/30/actualidad/1401459441_718823.html
A este informe se le podría añadir este dato del gremio de Editores. En España se vendieron en 2012 sólo 3,7 libros por ciudadano. Teniendo en cuenta que en el sistema educativo es obligatoria la lectura de libros, los datos con respecto al resto del país resultan demoledores. Y el español no puede decir que si lee poco es porque no hay nada interesante: casi 410.000 títulos están vivos en catálogo.
El teatro también sufre por la terrible incultura del español medio, en el mismo año sólo se vendieron 11.500.000 entradas, sólo un 0,25% de los españoles va al teatro una vez al año, de media.
Y si pensamos en la música clásica, comprenderemos por qué en el resto de Europa se nos considera a los españoles unos incultos; sólo 4.800.000 asistentes a conciertos en 2.013, Uno de cada 10 españoles se interesa una vez al año por la música clásica, de media.
¿Se puede creer que un pueblo que desprecia su cultura se respeta a sí mismo?
¿El hecho de que España esté en la parte alta en tolerancia y en la mínima en cultura, significa que somos tolerantes simplemente por pereza, ya que no somos capaces ni de leer? ¿Si para ser tolerante fuera necesario pensar, lo seríamos?