M.A.R. Editor presenta en Valladolid entre el viernes y el sábado dos libros de autores vallisoletanos y el de uno palentino

M.A.R. Editor presenta en Valladolid entre el viernes y el sábado dos libros de autores vallisoletanos y el de uno palentino. Fin de semana literario en Valladolid.

- Los reyes nos han vendido, de Germán Díez Barrio http://www.mareditor.com/narrativa/losreyesnohanvendo.html
- Instantes en el silencio, Castilla infinita, de Juan Pedro Martín Escolar-Noriega y Nuria Niño López http://www.mareditor.com/narrativa/instantes_castilla.html
- ¡Tócala, Sam!, de Asier Aparicio http://www.mareditor.com/narrativa/tocala_sam.html

*****
El jueves día 30 de noviembre, a las 19:30 horas, M.A.R. Editor presenta en la Casa Revilla de Valladolid (C. Torrecilla, 5) la novela de Germán Díez Barrio ¡Los reyes nos han vendido!, ganadora del V Premio Alexandre Dumas de Novela Histórica, convocado por M.A.R. Editor.
            Serán los presentadores del acto Eva Marín, periodista y redactora de los informativos de la Cadena Ser y el propio autor.
           
Esta es la historia de los actos heroicos, culminados del peor modo posible; con Napoleón devolviéndole el trono de España al felón Fernando VII. Carlos IV de Borbón y Fernando VII de Borbón traicionan a la patria y permiten que las tropas napoleónicas entren a sangre y fuego en España. De los personajes que recorren las páginas de ¡Los reyes nos han vendido!, sobresale El hombre de la camisa blanca sacado del cuadro de Francisco de Goya Los fusilamientos de la montaña del Príncipe Pío, al que el autor da vida y simboliza a los muchos españoles que lucharon con heroísmo contra la dominación francesa hasta que los obligaron a huir.

Germán Díez Barrio
(Buenavista de Valdavia, Palencia, 1952)
Reside en Valladolid. Licenciado en Filosofía y Letras por la Universidad de Valladolid y profesor de Lengua y Literatura. Hasta la fecha ha publicado más de cincuenta libros de narrativa, teatro y lenguaje popular (refranes, dichos, coplas y cantares, apodos) y realizado adaptaciones de nuestros clásicos: Poema de Mío Cid, obras de Cervantes, de Lope de Vega… Ha sido galardonado con diversos premios de teatro y de narrativa. Fue finalista del Premio Azorín de Novela (2014) y del Premio Alexandre Dumas de Novela Histórica con El cocinero del rey publicado por M.A.R. Editor, editorial en la que ha publicado A fuego lento y Deliciosamente mortal, y en la que ha sido editor literario de la antología de relato Valladolid. Es autor de una biografía de Nelson Mandela escrita en cómic con el título de Nelson Mandela: para la libertad, traducida al italiano, portugués e inglés. Con ¡Los reyes nos han vendido! se ha proclamado ganador del V Premio Alexandre Dumas de Novela Histórica.

*****


El jueves día 30 de noviembre, a las 19:30 horas, M.A.R. Editor presenta en la Sala del Museo de la Universidad del Edificio Rector Tejerina, Plaza de Santa Cruz, 6, 47002 Valladolid el libro de relatos y fotografías Instantes en el silencio. Castilla infinita  de Juan Pedro Martín Escolar-Noriega y Nuria Niño López

            Una tierra milenaria ilusionada en un canto de esperanza de vuelta a lo que representó reflejado por la cámara de Nuria Niño y la prosa poética de Juan Pedro Martín. Fue Castilla colocada por los escritores de la Generación del 98 como la esencia de España. Es Castilla una tierra que puede parecer sólo plana como la palma de la mano, pero cuando la conoces y te adentras en sus paisajes interminables y recorres sus caminos buscando ese halo especial que los envuelve durante las diferentes estaciones del año nos permite ver una tierra muy diferente de la imaginada que enamora al visitante y que hace amarla aún más al que en ella habita. Se descubre que sus campos tienen colores, sabores y aromas, historias perdidas que forman parte de su pasado, pero que viven en su presente. Palomares, harineras, ríos, labrantíos inagotables, ermitas, atardeceres majestuosos, noches calladas, castillos vigilantes, luz, agua, climas extremos y ese cielo inconmensurable que todo lo envuelve con su eterno azul. Es Castilla una tierra noble de pasado glorioso.

Juan Pedro Martín Escolar Noriega
Nace en Madrid en 1957. Licenciado en Psicología, reside desde 2002 en Valladolid. 

Nuria Niño López
Fotógrafa. Nacida en Valladolid. Ha expuesto su obra en el Centro Cívico de Parquesol (Valladolid), en el Centro Cultural de Ayllón (Segovia) y en la exposición itinerante Un sueño, dos objetivos.

*****


Este viernes, 1 de diciembre, se presenta en Valladolid el libro ¡Tócala, Sam!, del autor palentino Asier Aparicio http://www.mareditor.com/narrativa/tocala_sam.html
            Se presentará en Valladolid el viernes 1 de diciembre a las 19h en la Biblioteca Pública de Castilla y León (pza. Trinidad, nº 2), acompañado por el escritor David Acebes Sampedro. Como novedad, el libro-disco cuenta con un código QR para poder escuchar las canciones que inspiran los relatos; cuesta 15 euros y puede adquirirse tras la presentación y más tarde en las principales librerías de Valladolid.
            Tras varias publicaciones de teatro, poesía y cinco novelas, el escritor Asier Aparicio aborda esta vez el género del relato. Su libro “¡Tócala, Sam!” (MAR Editor) es un conjunto de 23 relatos muy distintos con un denominador común: la música. Todos están inspirados en una canción conocida de pop, rock, folk, con intérpretes que van desde los Beatles o los Rolling Stones hasta Machín, Edith Piaf o Gardel, pasando por Bruce Springsteen, Calamaro o Pearl Jam. En palabras del autor, “todos tenemos recuerdos asociados a una canción, la música pone banda sonora a nuestras vidas”, y en estos 23 relatos, “ambientados en muy diversas partes de nuestro mundo, el autor ha intentado dar al lector una visión universal y humana de nuestro puzzle global.

Asier Aparicio Fernández

(1976) Licenciado en Teología y Diplomado en Educación Social, trabaja actualmente como profesor de ESO y Bachillerato. En su haber, 52 obras de teatro editadas bajo los títulos Obras son amores, Obras finitas, Seis olas y media, In The Cut y el drama histórico Después de las fl ores, así como tres discos con su grupo "Contraste" y cinco novelas: Las voces y las piedras, La espada cincel, Barcos en la llanura, Tesela y El árbol nazarí (M.A.R. Editor). También cuenta con más de 60 artículos y un pequeño ensayo (Frente y perfil), un buen número de poemas y canciones (V de Verso), y los libros infantiles Ventolino y el rapto real y Ventolino y el collar de la Luna. Ha sido jurado de varios concursos de poesía y relatos, y durante dos veranos ofreció sus "recomendaciones literarias" en Cadena ser Palencia.


Crónica de ausencias y De la luz y del olvido: La poesía de Ignacio Mª Muñoz



Llega a las librerías de toda España "Crónica de ausencias y De la luz y del olvido" (editorial Cuadernos del Laberinto) del bilbaíno Ignacio Mª Muñoz.

Se ha reunido en un único anaquel dos distintos poemarios con una temática similar: el amor ante el paso del tiempo. El poeta se pregunta, a lo largo de las páginas, cómo enfrentarse a esa frontera invisible que es el dolor de la ausencia, cómo lograr la identidad sin la presencia de la amada más allá de la muerte (Qué honda muerte /repetida en cada aliento).

Hemos tenido la oportunidad de entrevistar a Ignacio Mª Muñoz y saber de primera mano cómo es su poética, cómo surge la magia de la palabra ante el sentimiento y el proceso de edición ante la obra terminada.


–Su primer poemario, “Crónica de ausencias” y “De la luz y del olvido”, llegará a las librerías de toda España en unos días. ¿Qué va a encontrar el lector bajo este título?

Me gustaría que lo que encontrara el lector en estos dos poemarios que se editan juntos fuera una invitación a compartir sentimientos sobre algunas de las cuestiones que configuran nuestra vida: la ausencia, el amor, el desamor, el olvido, la muerte. Todos tenemos experiencias sobre estas cuestiones; y leer cómo las afrontan otros puede ensanchar nuestra propia manera de entender la realidad y de asimilarla. Como interpelación, como coincidencia, como rechazo: como algo compartido, en cualquier caso, que nos sitúa frente a nosotros mismos.


–El amor como eje central de la poesía. ¿Cómo se logra ser original en un asunto tan tratado?

El amor es un asunto muy tratado, ciertamente; y no solo en la poesía. En toda la literatura; y en abundante producción científica también. Y supongo que esto se deberá a que es un asunto intemporal, universal, complejo y poliédrico. Por lo tanto, está claro que ser original no es cuestión del tema abordado, sino de cómo se aborda. Ojalá pudiera decirse que estos poemas hablan del amor con un lenguaje propio, que es –creo yo­– a lo que aspiramos cuantos escribimos.

–¿Cómo ha sido el proceso de creación de este poemario y cómo sintió que tenía que ver la luz? ¿Qué se siente al exponerse al mundo?

Algunos de estos poemas fueron concebidos hace más de treinta años; otros, fueron escritos apenas unos meses antes de entregarlos a la editorial. Mi proceso de creación es mediante lo que yo llamo la “maceración”: escribo un poema, o unos versos, que me vienen de repente, inspirados por los motivos más variados. Los apunto en lo que tengo a mano y los voy acumulando. Cada cierto tiempo, me enfrento a ellos y trato de averiguar si siguen diciéndome algo; y si lo pueden hacer por su cuenta, en un desarrollo a partir de lo que ya tengo; o pueden interconectarse y formar juntos un poema. Aunque también hay poemas escritos prácticamente del tirón. Este procedimiento hace que los poemas puedan no considerarse terminados nunca. Esa fue la razón que me llevó a querer publicarlos: solo así podía darlos por acabados y no retocarlos nunca más. Releídos, siempre se podría encontrar un nuevo matiz. Yo lo comparo con un cuadro, que el pintor retocaría o modificaría eternamente en su estudio: siempre hay una nueva luz o una nueva sombra. Solo cuando el pintor vende el cuadro, y el comprador se lo lleva a su casa, se termina el proceso. Lo mismo –creo– con la literatura. Publicarlos es el momento de darlos por concluidos. Y también –y más importante para mí– de hacer que ya no sean del todo propios. De verlos con otra perspectiva. Como los pueden ver quienes los lean, que tendrán que ser quienes los hagan propios.

Publicarlos es desnudarse sentimentalmente. Produce mucho pudor –al menos a mí– hacerlo; por eso creo que al editarlos puedo verlos con más perspectiva.


–Últimamente parece que la poesía goza de muy buena salud, se ha relanzado la afición por la rima y la métrica, sobre todo entre la juventud. ¿A qué cree que es debido este despertar poético?

Quiero pensar que es por la razón por la que siempre se ha leído –en mayor o menor medida­– poesía: porque el poético es un lenguaje que obedece a un pensamiento distinto al que estamos acostumbrados a utilizar para aprehender la realidad, el lógico-científico. Con el pensamiento y el lenguaje poéticos podemos crear nuestra realidad, transformarla, pasarla por el filtro de nuestros sentimientos. Y me parece que los tiempos actuales necesitan una buena dosis de recreación de la realidad.


–¿Qué le ofrece la poesía en comparación con la narrativa?

Aunque la narrativa también puede tener la facultad de ayudarnos a crear nuestra propia realidad, la consideramos más adecuada para describirla. La poesía, según este razonamiento, nos aporta más libertad. Quizá cuando leemos poesía buscamos más la sorpresa, el guiño, la descarga. Aunque, bien pensado, en la literatura todos valoramos y buscamos lo mismo: un lenguaje propio, el ritmo, el color, la capacidad de evocar…


–¿A qué poetas admira, cuáles son sus poemarios de cabecera, esos que se sabe casi de memoria?

Soy muy ecléctico en mis gustos literarios en general, y también en cuanto a la poesía. Me gustan muchos, muchísimos poetas. Unos, porque me han gustado en un tiempo de mi vida. Otros, porque me han acompañado siempre.  Desde Garcilaso y los místicos a García Calvo; pasando por toda la generación del 27 y toda la del 36,  y por los poetas de los cincuenta, como Otero, Ridruejo, Celaya…; y llegando a los más contemporáneos, como Blanca Andreu, Martín Descalzo, Villena, de Cuenca, Gimferrer, Marga Clarck…. Y extranjeros,  desde Rilke o Whitman, a Vallejo o Mark Strand. Pero si tuviera que escoger un solo nombre, quizá me decidiera por Miguel Hernández. Como se puede comprobar, todos muy diferentes. Y, por caer en el tópico, me he dejado muchos en el tintero.


–¿Qué le mueve a escribir?

A escribir en general (pues también escribo novelas), la necesidad de comunicarme.

Pero creo que escribo poesía para buscarme. Para mí, la poesía es un proceso de búsqueda de uno mismo: una manera de desbrozarte, de enfrentarte ante tus propias realidades y de tratar de encontrarles un sentido.



ÁTAME AL TRONCO DE TU VIENTRE
que quiero sentir
tu pulso con el mío.
Dormir así, unidos,
para soñar tu vida
mientras oigo el susurro
de mi sangre corriendo
por tus venas.
Respirar tu propio aliento,
arropar tu cuerpo de mis labios.
Pero sé que la distancia
ha hecho ya su nido
y no puedo sino soñar
en vivir de tu recuerdo. 



A TU NORTE
y a tu Sur
orientado;
desplegado
a tus vientos
y a tus rutas.
Antes de que el verano
se me instale
en las pupilas
quiero ver
todas las lluvias
de mayo
verdeando
tu regazo.


Ignacio Mª Muñoz
Bilbao (1959).
Vive en Madrid desde hace treinta años. Comenzó su carrera profesional ejerciendo la abogacía y tras muchos años como directivo de entidades financieras españolas y extranjeras, en la actualidad es socio de una consultora especializada en marketing de marca.

Ha publicado numerosos artículos sobre asuntos relacionados con su profesión y escribe regularmente sobre arte contemporáneo. Además de los dos poemarios que constituyen este libro, es autor de las novelas Partido de vuelta y Mañana ya no es fiesta.



JUEVES 30 NOVIEMBRE. 19 horas

Ignacio Mª Muñoz presentará su poemario CRÓNICA DE AUSENCIAS y DE LA LUZ Y DEL OLVIDO
Librería Los Editores. Calle Gurtubay, 5, Madrid
Entrada libre hasta completar aforo

Salón del Libro Teatral 2017


Ediciones Irreverentes participará un año más en el Salón del Libro Teatral, organizado por la AAT junto Centro Dramático Nacional-INAEM, en su edición número 18, que este año se celebra en el Teatro Valle-Inclán, sede del Centro Dramático Nacional, en el madrileño barrio de Lavapiés. La editorial, que tendrá un stand en el Salón, coordinado por Vera Kukharava, y cuya presencia estará digerida por el editor Miguel Ángel de Rus, organizará como parte central de su presencia dos actos, dedicados a entrega de premios y presentación de novedades. Son los siguientes:

Viernes 1 de diciembre. 18h. Entrega de los premios de Ediciones Irreverentes y presentación de novedades premiadas. Entrega de premios a cargo de Ignacio del Moral, el Presidente.
Participan:
Antonio Miguel Morales Montoro, recibe el diploma de ganador del XII Premio El Espectáculo Teatral por La identidad de Madame Duval.
Chema Rodríguez Calderón, recibe el diploma de ganador del III Premio Irreverentes de Comedia por su obra Clásicas envidiosas.
Alejandro Cifuentes, recibe el diploma de finalista del III Premio Irreverentes de Comedia por la obra Plan de choque.

Acto del domingo 3, 17.30h.   Presentación de novedades de Ediciones Irreverentes. Presenta Miguel Ángel de Rus.
Pedro Víllora, presenta su versión de Tartufo, el impostor
Pilar Zapata, presenta La cáscara amarga
Antonio Nieto Aguilar, presenta Teichosfónia / D.
Javier Casado Alonso, presenta Erasmus
Juan José Severo Huertas, Teatro con hormonas
Luces de Bohemia, de Valle Inclán, introducción de Olga Mínguez Pastor



Además, Ediciones Irreverentes ofrece en su stand un horario de firmas de autores.
Viernes         17,15h a 18 h    Emilio Meseguer
18h a 18,45h      Chema Rodríguez Calderón, Alejandro Cifuentes
18,45h a 19,30h Antonio Miguel Morales Montoro y Carlos Tejero
19,30h a 20,15h Javier Casado y Fernando Alonso Barahona
20,15h a 21h       Jesús Taboada Ferrer y Jesús Yébenes
21h en adelante  Juan García Larrondo y Carlos Álvarez

Sábado           11,45h a 12,30h Javier Casado, Juan José Severo Huertas
12,30h a 13,15h Antonio Miguel Morales Montoro y Carlos Tejero
13,15h a 14h       Olga Mínguez y Antonio Nieto Aguilar
17,30h a 18,15h Javier Casado y Olga Mínguez
18,15h a 19h       Juan José Severo Huertas y Carlos Tejero
19h a 19,45h       Pilar Zapata y Alejandro Cifuentes
19,45h a 20,30h Chema Rodríguez Calderón y Olga Mínguez
20,30h a 21,15h Antonio Nieto Aguilar y Pilar Zapata

Domingo       11,45h a 12,30h  Pilar Zapata  y Olga Mínguez
12,30h a 13,15h Antonio Miguel Morales,  Juan Gª Larrondo y Antonio Nieto Aguilar
13,15h a 14h     Alejandro Cifuentes y Chema Rodríguez Calderón
17h a 17, 25h   Pilar Zapata  y Pedro Víllora
18h a 18,45h    Carlos Álvarez

Autores Irreverentes en las Lecturas Dramatizadas
Habrá lecturas dramatizadas de  textos de destacados representantes de nuestra dramaturgia como los Irreverentes Olga Mínguez Pastor y Emilio Meseguer, con la dirección de profesionales como la irreverente Juana Escabias. Junto a ellos habrá autores como Juan Carlos Rubio, Ignacio del Moral, Pedro Catalán, Carolina África, Ruth Vilar y Elena Belmonte, entre otros, y directores como Elena Cánovas y Denis Rafter.

Otros actos del Salón del Libro Teatral
Entre el resto de actividades, podemos destacar la celebración de la XVIII edición del Concurso Teatro Exprés en el que los participantes dispondrán de cinco horas para escribir un texto teatral que deberá atenerse a una serie de requisitos de carácter formal. Se celebrarán encuentros de autores con traductores. En el Acto de Clausura, que tendrá lugar el domingo, 3 de diciembre a las 20 h, se nombrará Socia de Honor a Cristina Santolaria y se dará a conocer el nombre del ganador/a del Premio Teatro Exprés, se hará entrega del mismo y, con la lectura dramatizada de la obra ganadora, se dará por finalizada la XVIII edición del Salón Internacional del Libro Teatral.

Colección de Teatro de Ediciones Irreverentes
Ediciones Irreverentes Premio a la Mejor Labor Editorial
Obras de teatro publicadas, por número de actores y actrices

Ediciones Irreverentes, Mes de Talía 

Ya está publicado el audio de Sexto Continente. Celebramos por adelantado el Salón del Libro Teatral con los mejores dramaturgos del momento

Ya está publicado el audio de Sexto Continente.
Celebramos por adelantado el Salón del Libro Teatral con los mejores dramaturgos del momento.

Poesía y muerte en Ángela Martín del Burgo: “Dónde la muerte en Ámsterdam”




La poeta Ángela Martín del Burgo durante la presentación de  “Dónde la muerte en Ámsterdam”


El pasado viernes 24, se presentó en Madrid la nueva obra literaria de Ángela Martín del Burgo, “Dónde la muerte en Ámsterdam”, editado por Cuadernos del Laberinto. El acto se desarrolló en la céntrica Biblioteca Mario Vargas Llosa de la capital y a ella acudieron renombrados personajes de la cultura. Ante una sala llena de aficionados a la poesía, Ángela Martín del Mundo recitó y comentó sus nuevos versos. 


En la mesa estuvo acompañada por su editora, Alicia Arés, y por los poetas Manuel Quiroga Clérigo y Ángel Álvaro Martín del Burgo.

Quiroga destacó la característica intimista de una poeta que se abre al mundo en constantes viajes, y la temática de la muerte como eje central del pensamiento  e inspiración de la poesía de  Del Burgo. Este libro, comentó, es el libro de las ciudades.

Por su parte Ángel Álvaro Martín del Burgo destacó la belleza de la mirada asombrada como característica de la vida, anteponiéndose a la muerte y vertebrando la poesía de Ángela Martín del Mundo en estas dos vertientes del ser y el no ser.  Dónde la muerte en Ámsterdam, afirmó, es un reencuentro, una forma de anular las distancias, y franquear las  fronteras.


Dónde la muerte en Ámsterdam
Es el hombre camino y es frontera, territorio fronterizo. Linda con su propio ser y linda con los otros. Su punto álgido es el amor, como lo es en la vida el esplendor de la primavera. Esa cercanía mágica con el otro, que ha sido motivo maravilloso de inspiración, cantada por los poetas, y objeto de sistemáticas y códigos, y para cuyos usos y costumbres la sociedad lo ha reglado y normalizado.

La vida del hombre es camino, camino que ha de hacerse; es misterio, sueño, tiempo... Y es que el hombre, como pensaba Novalis, es metáfora. Borges dijo que el hombre está hecho de sueño y de tiempo. La vida del hombre es río, río navegable, que desemboca en el mar, donde muere. La muerte es el reverso del amor y es su complementario. Tiempo, amor y muerte.

Y si el hombre es camino fronterizo, la poesía franquea estas fronteras, las recorre, las habita. La frontera del amor, en su cercanía cautivadora con el otro, y en el lugar habitado y habitable que son las ciudades; la frontera con el tiempo en el río navegable que es la vida; y la frontera con la muerte, esa frontera infernal, esa ausencia sin nombre, que da razón de ser a la vida y le infunde todo el sentimiento trágica y la aureola dorada de nostalgia y de melancolía.

La muerte se esconde en Ámsterdam.
Beben cerveza los jóvenes
y en bicicleta recorren los canales.
La belleza resplandece
en el hastial
de cada casa.
Mas de noche el misterio
se adueña de la ciudad
y los canales fulguran
con mil luces de ensueño.
Tras las ventanas
se recortan siluetas
que gesticulan y hablan.
Las farolas dan luz al enigma.
En Raadhuisstraat las torres elevan el asombro
y las arcadas lo cubren.
La plaza del Dam
es el mirador de la ciudad.
Y en la Estación Central
el último tren piafando
nos lleva hasta el mar.
Mas ¿dónde la muerte en Ámsterdam?
¿Dónde la muerte se esconde? 



Más información:


Sexto Continente 171, RNE. Celebramos por adelantado el Salón del Libro Teatral con los mejores dramaturgos del momento


En Sexto Continente, el café literario de RNE presentado por Miguel ángel de Rus, hoy nos dedicamos al teatro y a esa gran fiesta que es en España el Salón Internacional del Libro Teatral. El Salón es una locura que se le ocurrió a la Asociación de Autores de Teatro hace mucho y que para sorpresa del mundo, celebra su 18ª edición, con editoriales y autores de España y toda América. Este año tiene lugar en el Teatro Valle Inclán, del Centro Dramático Nacional.
            Para hablar de este certamen y de libros de teatro contamos hoy con Ignacio del Moral autor y Presidente de la Asociación que organiza el evento; con Lola Blasco, Premio Nacional de Literatura Dramática por “Siglo mío, bestia mía”, que nos habla de sus obras y comienza por leernos la última entrada de su Cuaderno de Bitácora; con los autores Juan Carlos Rubio, autor de “Las heridas del viento” y “Tres” entre otras, que además ha pasado al cine y él y su entorno reciben premios para hartarse y al que sacamos de un ensayo, de cuyo contenido nos informa; y Chema Rodríguez Calderón, autor de “Clásicas envidiosas” una burla que ha llevado a Shakespeare a removerse en su tumba, porque la obra ha pasado por todos los Festivales de Teatro Clásico de España, en la que Ofelia lo que quiere de verdad es que Hamlet “la ponga contenta”. Aprovechando que tenemos en estudio a Ignacio y Chema, nos interpretan magistralmente una escena de “Clásica envidiosas”.


            Vera Kukharava recomienza la obra teatral “Nueve mujeres infieles” de Juana Escabias. Tenemos un breve un monólogo teatral de alto contenido erótico, “El sexo de Ana” protagonizado por Amor Prior en la sala madrileña La escalera de Jacob. Y cuando estaba acabando el programa, Ignacio del Moral y Chema Rodríguez Calderón vuelven al estudio dando voces y golpes exigiendo interpretar otra escena de “Clásica envidiosas”. Lo consiguen.
            Acabamos el programa invitando al Salón del Libro Teatral, del 1 al 3 de diciembre, en el Teatro Valle Inclán y recordando que los asistentes pueden participar en el premio de Teatro Express de la AAT, llevarse 1.000 euros y ser representados el domingo. Señoras, señores, apaguen su teléfono móvil; tosan antes de comenzar el espectáculo: la función va a comenzar.

Para escucharlo en directo, el 25/11/17 de 11,05h a 12h (hora peninsular española) en http://www.rtve.es/radio/radio-exterior/


Y tienes los archivos de sonido del programa en  http://www.rtve.es/alacarta/audios/sexto-continente/

Más información en www.miguelangelderus.es 

Sexto Continente 170, RNE. Escritores que te enseñan a crear historias, vivas donde vivas


En Sexto Continente hemos recibido, por las redes sociales, preguntas de oyentes que escriben, que quieren perfeccionarse y que no saben a dónde acudir para formarse como escritor. Hay quien tiene un taller literario cerca de casa, pero la mayoría, no. Así que hemos pensado hablar con Antonio Vidal, responsable de una idea muy interesante para quienes quieran convertirse en escritores, Descritura.com, una plataforma de Internet en el que destacados escritores como Raquel LanserosJuan Gómez BárcenasRafael BalanzáGuillermo Roz o Fernando J. López dan clases sobre cómo escribir poesía, relato, literatura juvenil, thriller, novela histórica o psicológica. Clases que puedes recibir en cualquier parte del mundo.

Y tenemos buena y variada creación ya plasmada en libros. Comenzamos con Asier Aparicio, quien nos habla de un volumen de relatos inspirados en canciones conocidas de diversas épocas, “Tócala, Sam”. Cuentos inspirados en canciones, amores que tienen su banda sonora. Son las musas de Asier  Aparicio gente como los Rolling Stones, Beatles, Bruce Spingsteen, Pearl Jam, Aretha Franklin, Simon and Garfunkel, Joaquin Sabina, Ariel Rot o Edith Piaf, entre otros
Paco Gómez Escribano nos habla de su novela “Yonqui”, la historia de un drogadicto contada en primera persona en un barrio madrileño de los años 70-80, Canillejas. Aquellos años fueron duros y muchos quedaron en la cuneta, pero este yonqui sobrevivió para contarnos su historia.
Daniel Aragonés nos presenta “Fotograma subjetivo”, una novela que empieza con un suicida a punto de ponerse manos a la obra y que nos llevará a los terrenos del terrorismo reivindicativo. Literatura contundente como un directo al hígado.
Tendremos tiempos para la creación en directo; Salvador Robles Miras nos lee uno de sus relatos, que suelen llegar a los más profundo del alma humana, esta vez sobre las diversas muertes del alguien. Y para acabar, Vera Kukharava nos propone la lectura de  “Contra las patrias”, un ensayo de Fernando Savater de lectura siempre interesante.
Para escucharlo en directo, el 18/11/17 de 11h a 12h (hora peninsular española) en http://www.rtve.es/radio/radio-exterior/

Y tienes los archivos de sonido del programa en  http://www.rtve.es/alacarta/audios/sexto-continente/ 

La soledad absoluta, según José Manuel Fernández Argüelles


Ediciones Irreverentes ha publicado la obra de José Manuel Fernández Argüelles Soledad absoluta un libro compuesto por cuatro relatos largos, o novelas breves, muy diferentes entre sí, pero que guardan un punto en común: el llamado mal del siglo XXI, la soledad. El aislamiento personal tratado desde diferentes ángulos y con disparejas historias, quizá todas ellas tan inverosímiles como los propios sueños que provoca el abandono. La extraordinaria sensibilidad del autor, José Manuel Fernández Argüelles, su capacidad introspectiva, de profundizar en los sentimientos, tan valorada en su larga carrera literaria, alcanza aquí su máxima expresión.

P.- ¿Tu libro parte de la idea de que la principal enfermedad de nuestra época es la Soledad?
 R- La soledad es un mal que acompaña al hombre desde sus orígenes. Lo combatimos desde el principio de los tiempos. Somos seres amigables, animales de compañía mutua. Pero la soledad es un daño de fácil remedio, solo con una “pastilla” diaria de amistad solucionamos el problema. Que sea el mal de nuestra época quizá se deba a que el “fármaco” que ahora hemos descubierto es la amistad distante y falsa de las nuevas tecnologías. 

P.- ¿Cómo planteas la soledad física? ¿El modo No Future?
R.- La ausencia de futuro es la muerte, esa sí es la soledad absoluta, al menos para los que no somos creyentes; a los que sí lo son, les deseo la mayor de las suerte es sus predicciones mágicas. Mientras tanto, aprovechemos la buena compañía.         
            La soledad física que planteo en uno de mis relatos de “Soledad absoluta”, deriva en la soledad psíquica de forma inevitable; las consecuencias no pueden ser buenas. Necesitamos el contacto, la conversación, la piel del semejante. 

P.- Una soledad que cada día se da más es la psicológica, la de los trastornos psicológicos que impiden una normal relación con los demás
R.- La soledad se retroalimenta. Te aíslas por no saber relacionarte y pierdes cada vez más tu capacidad de relación con los otros. Y esa medicina, que son los demás, cada vez la rehúyes con mayor miedo. Decir que la solución está en tu mano es demasiado fácil. Decir que el remedio está al otro lado de tu puerta, en la calle, es fácil. Sí, a veces, se necesita ayuda.  

P.- La tercera de estas novelas breves está relacionada con la venganza y nos hace recordar tu novela Entre animales. Subyacen en tu obra esos personajes que odian a los demás y que lo que más desean es vengarse
R.- En cambio es un defecto que yo no padezco. La venganza es una anomalía de la psique, es el remedio del cobarde; cuando ocurre en mis historias siempre el protagonista es un desgraciado. En la narración a la que te refieres, “La estrategia del mar”, el vengativo es un apocado que rumia su inquina dentro de su pequeño cerebro hasta hundirse en la soledad y la amargura; nada bueno le espera. 

P.-Avisas de un peligro que parece tan peligroso como la solead absoluta; la pertenencia a un grupo, en este caso una secta. ¿Te da miedo el peligro de integrarse en un grupo en donde no eres por ti mismo, sino sólo eres como una parte de un todo?
R.- Todo grupo social puede ser bueno para el individuo, excepto cuando te manipulan, cuando no puedes participar con tu voluntad y tomar decisiones propias, ya sean para ti mismo o aportándolas al conjunto. En el relato que cierra “Soledad absoluta”, titulado “Ceirno”, el grupo donde está inmerso el personaje absorbe al individuo, no lo hace crecer como persona, más al contrario, lo anula: eso son las sectas.

P.- En tu obra narrativa es común encontrar un protagonista sólo contra un entorno hostil. ¿Metáfora de la realidad?
R.- Quizá más bien transposición de uno de mis muchos defectos. El mundo es tan hostil como tú lo veas y te comportes ante él. Deseo la solidaridad y el buen convivir, y sé que esto es posible y abundante, pero temo tanto el egoísmo y la lucha contra los demás que me hace concebir pesadillas, las cuales después llevo a mis historias.

P.-Tú eres asturiano, de la Asturias interior. ¿Se podrían enmarcar tus personajes en sociedades de interior, cerradas?
R.- Los valles del interior de Asturias siempre fomentaron el aislamiento de los grupos de población pequeños, lo que no es bueno. Esto es indudable que me ha construido a mí y que forma parte de mi imaginario. 

P.-En tu obra el hombre es casi siempre enemigo. ¿Los hechos te dan la razón?
R.- Lo cierto es que no tenemos otro enemigo que nosotros mismos, somos nuestros propios depredadores. Lo curioso es que (salvo el perro) no contamos con ningún otro amigo que nosotros mismos, nuestros semejantes. 

P.-El lector podría coger estas 4 novelas y hacer con ellas una nueva obra mezclando las historias. ¿Tienen puntos en común?
R.- Su punto en común es el trastorno que produce la soledad, ya sea física, mental o inducida por uno mismo debido al miedo a los demás. La solución a esto es tan sencilla como se indica en la última historia. Las cuatro narraciones podrían ser cuatro capítulos de una misma novela con cuatro vidas paralelas y un mismo problema, aunque por diversos motivos.

Información sobre el libro en la web de Ediciones Irreverentes

Sexto Continente 169, RNE. Voces de América y África


En Sexto Continente, el café literario de Radio Exterior de España (RNE), dirigido y presentado por Miguel Ángel de Rus, salimos a conocer el mundo, a compartir las propuestas creativas de otras partes del planeta y a descubrir formas de vida y de crear lejanas. Comenzamos hablando con el escritor mexicano Juan Patricio Lombera, que nos habla de una antología de relatos inspirada en Juan Rulfo en el centenario de su muerte, titulado “Rulfo, cien años después”. Iremos a África de la mano del escritor Pedro Diego Gil López, que nos presenta “Monambo”, la vida de un hombre al que se le ha puesto muy difícil existir con la dignidad que un ser humano necesita y tiene que escapar de su país.  De allí iremos a Venezuela, de donde es originario el escritor Félix Díaz González, que nos presenta su libro de relatos eróticos “Historias de Isabel”, obra ganadora del Premio Incontinentes de Narrativa Erótica.
            Tenemos relatos en directo; Salvador Robles Miras nos lee un relato en el que está implicado Kafka. Y David Acebes nos lee un relato de humor (quizá negro) titulado “Finiquito”.
            Vera Kukharava nos propone una comedia teatral sobre la evolución de los derechos de las mujeres, en pleno S.XIX. Se titula “Saxfem”, y es de José Manuel Fernández Argüelles. El escritor y crítico Javier Fernández Jiménez, nos recomienda el libro “Alma y la Isla”, de Mónica Ródriguez; la historia de una niña negra que es acogida en España por una familia. Y aprovechamos que Lombera se ha quedado en el estudio para que nos haga dos propuestas literarias de Hispanomaérica: “Memoria de las manos”, de la mexicana Susana Corcuera, y “El caso Neruda” del chileno Roberto Ampuero. Así pues, un recorrido por medio mundo.

Para escucharlo en directo, el 11/11/17 de 11h a 12h (hora peninsular española) en http://www.rtve.es/radio/radio-exterior/

Y tienes los archivos de sonido del programa en  http://www.rtve.es/alacarta/audios/sexto-continente/ 

Ya publicados los audios de Sexto Continente 168, RNE. Jardiel Poncela, Ramón Paso, Enrique Gallud Jardiel

Ya publicados los audios de Sexto Continente 167, RNE. Sobre historia y que es ser español

Ángela Martín del Burgo: Poesía, tiempo y muerte

La literatura de Ángela Martín del Burgo transita entre el paso del tiempo, la muerte y las pasiones, bien sea cuando cultiva el género negro (El mundo entero pasa por Marsella o Asesinato en la Gran Vía, entre otras) o en sus anteriores libros de poemas (Enigma y misterio de Italia, y otros poemas, Poemas de viaje, Caducidad de lo real Premio Ciudad de Miranda, 1996—, La mirada asombrada y Un sueño breve). Ha llegado a las librerías de toda España su esperado "Dónde la muerte en Ámsterdam” (editorial Cuadernos del Laberinto) en donde retoma sus temas eternos y nos hace recorrer, de su mano, las ciudades que han marcado su vida.
 

Sabemos que Ángela Martín del Burgo siempre escribe en cafeterías, en hoteles o en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, adonde acude a dibujar. Allí la citamos, llega puntual a la cita y descubrimos a una poeta de toda la vida, una mujer cultivada y amable que conoce al dedillo su oficio de escritora y que vive la literatura como razón y conocimiento.


La entrevistamos sin prisa, y el tiempo a su lado se convierte en un catálogo de citas, de querencias italianas y de entusiasmo.
Al despedirnos abrimos de nuevo su libro y leemos al azar unos versos que definen la delicadeza y belleza de este poemario único, de esta joya sólo para paladares exquisitos:


A los dioses le pediría
me concediesen tan solo un deseo
y alargasen el curso de mis días;
simplemente quería regar mis rosas.


—Ha llegado a las librerías su nuevo poemario “Dónde la muerte en Ámsterdam” (Editorial Cuadernos del Laberinto), un recorrido por ciudades simbólicas, por el amor, por el paso del tiempo y por la muerte. ¿Qué representa Ámsterdam en esta hechizante amalgama?
—El poemario está dividido en cuatro partes y la última, “Dónde la muerte en Ámsterdam”, es la que da el título al libro. El libro es un recorrido, efectivamente, por el tiempo, el amor y la muerte. Citando a Heidegger, ser en el mundo, ser con los demás y ser para la muerte. Allí escribo que el hombre es camino fronterizo y la poesía franquea esas fronteras, las recorre, las habita. “La frontera del amor, en su cercanía cautivadora con el otro, y en el lugar habitado y habitable que son las ciudades; la frontera con el tiempo en el río navegable que es la vida; y la frontera con la muerte, esa ausencia sin nombre, que da razón de ser a la vida y le infunde todo el sentimiento trágico y la aureola dorada de nostalgia y melancolía”.
     Ámsterdam era la última ciudad en el camino vital y poético. De ella surge la pregunta que también está presente en el resto de las ciudades y del poemario, la pregunta sobre la muerte, esa ausencia sin nombre, que, hemos dicho, da razón de ser a la vida del hombre. La muerte está presente ya en la primera parte, en el binomio amor y muerte, y desde el primer poema, Era un anochecer de agosto, en el que los ojos del amado compiten en su misterio y en su atractiva promesa con los de la muerte.

—¿Cuál es el trasfondo central de este nuevo episodio poético? ¿A qué se debe esa pregunta que es el propio título del libro?
—La pregunta “Dónde la muerte en Ámsterdam” remite a uno de los grandes tópicos de la literatura; es este el Ubi sunt? ¿Dónde están aquellos que han vivido en otro tiempo y dónde se esconde la muerte, personificándola, la muerte y los muertos? Es la pregunta que suena reiteradamente, por ejemplo, en las Coplas a la muerte de su padre de Jorge Manrique cuando dice:
      “¿Qué se hizo el rey don Joan? / Los Infantes de Aragón / ¿qué se hizieron? / ¿Qué fué de tanto galán, / qué de tanta jnvjnción / que truxeron?” Y en esta otra, “Tantos duques excellentes, / tantos marqueses e condes / e varones / como vimos tan potentes, / di, Muerte, ¿dó los escondes / e traspones?” (Ortografía siglo XV).
     Este tópico, el Ubi sunt?, no han dejado de cultivarlo poetas en las distintas literaturas y tiempo. 

—Una parte de “Dónde la muerte en Ámsterdam”está centrada en los viajes, en ciudades como Madrid, Bilbao, Sevilla, Valencia, París, Burdeos, Nantes o Lisboa, entre otras. Y además usted misma nos recuerda en el epílogo que “Es el hombre camino y es frontera, territorio fronterizo”. ¿Es su poesía un recorrido o un mirar atrás desde el camino?
—En el epílogo escribo, efectivamente, que “La vida del hombre es camino, camino que ha de hacerse; que es misterio, sueño, tiempo...” y que, al cabo, como pensaba Novalis, la vida del hombre es metáfora.
Como ya he dicho en otro poemario, el viaje, metáfora de la vida como camino y búsqueda, es el medio idóneo para franquear lo desconocido y acceder a la otra cara de la realidad.
No es necesariamente un mirar atrás. Azorín, uno de mis escritores revisitado, dijo que todo es presente; que “No hay más que un plano del tiempo, y en ese plano –presente siempre– está todo. Junto a nosotros presentimos como presentes el pasado y el futuro”. Él nos habla de la sensación de una eternidad presente, en la que todos, los muertos y los vivos, estaríamos a la par, viviendo el mismo tiempo, “siendo uno y otros todo, o no siendo nadie nada”. Esto es esperanzador; es muy grato para mí leerlo y sentirlo, y creo que lo podría ser también para los demás.
Recordemos aún a Antonio Machado quien escribió que la poesía es la palabra esencial en el tiempo.

—Otra parte, la más corta en páginas, pero una de las más intensas, la sitúa en Daimiel, donde rememora su infancia. ¿Es de nuevo un guiño al tema eterno del paso del tiempo?
Los poemas de Daimiel surgen de un cambio de actitud vital, resultado de un haber transitado por las distintas etapas de la vida: infancia, adolescencia, juventud, madurez... En la última etapa se ha pasado de la acción a la contemplación. En un poema no publicado aún, pero que pertenecería a este mismo ciclo, se dice:
“Han pasado hombres y cosas. /Y tras tanto festivo estruendo, / tras tanta alegría gozosa, / tras tanto rumor compartido, / una persona sola en la casa / vela, sueña este sueño y trabaja”.
De la alegría festiva de haber habitado esa casa en anteriores etapas y cuyas paredes parecen guardar un eco de otrora, surge el vacío, la ausencia del escenario habitado y de aquellas personas que lo habitaron, y la meditación o la contemplación.
“Los actores hace tiempo que hicieron mutis por el foro”, se dice en otro poema también inédito, “y alguien, solitario entre papeles, escribe y sueña”.
Esta parte incluye también un poema eminentemente descriptivo titulado “Tablas de Daimiel”.

—Su obra está teñida de referencias literarias. No olvidemos que usted ha sido profesora de literatura. ¿Cuáles son esas obras fundamentales o clásicas que no deja nunca de recomendar, y, por favor, amplíe también la recomendación a  algún autor actual?
—Citaría a unos escritores, fundamentalmente novelistas, Marcel Proust, Dostoievski y Kafka; por parte de los españoles, Cervantes y Baroja. En cuanto a poetas, Pessoa, Baudelaire, Antonio Machado, Cernuda...
     Recomendar a un autor actual es difícil. Hay que tener presente la perspectiva que concede siempre el tiempo. En estos momentos estoy leyendo una novela de Alberto Moravia, La vida interior, una obra incómoda y desenfadada, y la recomiendo. Y ya que hablamos de escritores italianos, siempre, Pavese.

—¿Qué logra con la poesía que no tiene la novela negra, género que cultiva con gran éxito?
—Poesía y novela requieren una distinta actitud vital, además de, por supuesto, una distinta técnica, estructuración formal y temática. Ambas discurren por mí como si me atravesaran, como si, más que el ejecutor, yo fuese un medio a través del cual pudiesen suceder cosas. La novela necesita una continuidad, un método de trabajo diario como el de un pintor, como el de un artesano. No así para mí la poesía. La poesía, en determinados momentos, como sucede con el amor, me exalta. Por eso se habla de inspiración. Me asalta, especialmente, en el viaje, en el camino (Mi poesía quizás sea, en este sentido, una poesía de viaje desde el camino), en el amor, en la rememoración del tiempo pasado, en la indagación del misterio y de lo desconocido frente a la falsedad de la realidad, en la contemplación del instante, buscando en este por medio del lenguaje la perpetuación, una difícil eternidad.

—¿Qué le pide a la vida?
—A la vida le pediría que sea piadosa conmigo. Quizás sea pedir demasiado.


Ángela Martín del Burgo
Morón de la Frontera (Sevilla), novelista y poeta, es también doctora en Filología y profesora de Lengua española y literatura.

Ha publicado las novelas El mundo entero pasa por Marsella (2015), Asesinato en la Gran Vía (2012), Ningún camino de flores conduce a la gloria (2005) y Cenizas sobre un mar de agosto (2000), así como el libro de relatos La muerte de Mário de Sá-Carneiro o La soledad y el poeta (2007).

Los poemarios: Enigma y misterio de Italia, y otros poemas (2016), Poemas de viaje (2011), Caducidad de lo real (Premio Ciudad de Miranda, 1996), La mirada asombrada y Un sueño breve. Ha participado en antologías como: Antología de poetas contemporáneas. Enésima Hoja (2012); Atlas poético. Viajeras del siglo XXI (2013); Mujeres y café (1995); en Homenajes publicados por el Ateneo de Sevilla (2008 y 2009); y en los VII, IX y X Cuadernos de profesores poetas (2011, 2013 y 2014).

Traducida al italiano en la antología bilingüe Poesia e Cultura. Due mondi, due culture (Italia, 2008), por cuyo poema, Bologna. Piazza Maggiore, ha recibido el Diploma Autore dell’Anno 2008. Y en las antologías de poesía contemporánea Poesia e cultura y Parola e vita (Italia, 2010). Premio Literario Internacional Omaggio a Pablo Neruda & Salvatore Quasimodo.


VIERNES 24 NOVIEMBRE. 18:30 horas
Ángela Martín del Burgo presenta su poemario Dónde la muerte en Ámsterdam.
Con la participación de Manuel Quiroga Clérigo y Ángel Álvaro Martín del Burgo.
Biblioteca Mario Vargas LLosa. Calle de Barceló, 4. Madrid
Entrada libre hasta completar aforo