Entrevista Julián Ibáñez: "Todo Bellón"






Sin duda Julián Ibáñez es uno de los autores más originales y con más estilo de la historia de la novela negra en España. Un clásico que con cada nueva obra da una lección de lo que debe ser el noir: ritmo, imaginación, diversión y personalidad. Julián consigue eso tan difícil de que en una novela nada sobre y nada falte. 

En Sexto Continente todos admiramos y seguimos los pasos de Bellón, y el único "pero" que encontrábamos era que en cada novela nos quedábamos con ganas de más y más. La editorial madrileña Cuadernos del Laberinto ha resuelto este dolor agrupando en un único tomo de más de 1.000 páginas las primeras ocho novelas de este buscavidas, mujeriego y carismático Bellón.

"Todo Bellón" incluye Entre trago y trago, La miel y el cuchillo, El soplón, El viejo muere, la niña vive, Todas las mujeres son peligrosas, Gatas Salvajes, Canino y El matón al que engañaban las mujeres. Una bacanal de hard boiled español al que escritores como Lorenzo Silva o Carlos Zanón consideran maestros.

Pero como la ignorancia es un mal que se arregla leyendo, si usted aún no conoce a este maestro de la novela negra, le recomendemos que se lo auto-regale en estas navidades, o que le diga su "costilla" que este año en vez de perfume quiere "Todo Bellón". Agradecerá el consejo.

Hemos tenido la oportunidad de charlar con Julián Ibáñez y comprobar que tiene mucho de Bellón. 


 
—Supongo que a estas alturas ya lo tiene asumido. ¿Qué se siente al ser un clásico?
—¿Clásico? Qué polvoriento suena eso. Primero tengo que estirar la pata, tienen que transcurrir cien años… ¡Vamos, diez pavos para la estatua!

—¿Es necesario tener mala leche para escribir novela negra?
—Todo lo contrario, escribes novela negra porque te sientes frustrado por no tener la suficiente mala leche. El protagonista suele ser el alter ego del negativo del autor.

—¿Por qué lo llaman novela negra cuando quieren decir policial?
—Para mí “policial” son todas: enigma, hard boiled, etc. Supongo que lo de negro viene porque en colecciones famosas las tapas eran negras. O por Black Mask. Suena bien, tan bien que no han robado el nombre, ahora novela negra lo llaman a todo, incluso a las novelas rosa si uno de los personajes se pincha con un alfiler.

—¿La novela negra actual se ha vuelto “blandita”, más gris marengo que negra?
—No. Todo lo contrario, ahora hay mucho asesino en serie y casquería. “Blandita” es la novela enigma. Chandler y Hammett leerían a hurtadillas en el wáter las novelas de Pérez Merinero.

—Va a compartir mesa con Leonardo Padura en el festival Barcelona Negra.
—Padura es uno de los grandes. Por la vertiente intelectual. Le liaré para que me enseñe un par de trucos.

—¿Qué le parecen este tipo de festivales?
—Están bien. Sales de casa y te obligas a sacar las manos de los bolsillos para palmear espaldas. Se intercambian cotilleos y chascarrillos. Y a los que les va bien puedes recordarles aquellos veinte pavos que les prestaste.

—¿Le gusta que le comparen con Jim Thompson?
—Eso son palabras mayores. El Thompson de 1280 almas. Es el estilo que me va: inmediato, desenfadado, pegado al suelo… También el mundo rural, que ya no lo es tanto. Y ciertos aspectos de su vida: yo también he fregado muchos platos.

—Y acaba de salir “Todo Bellón”, un tomo con las ocho primeras novelas de su personaje más carismático.
—Pesa 1280 gramos. Y no es broma. Muy bueno si no se te acaba de pegar el sobre. O para plancharte el pelo. Incluso puedes leerlo. ¿Hay quien dé más por veintidós pavos?

—¿Está trabajando en una nueva novela?
—Por supuesto. La de 2019. Una al año, mis novelas son cortas. Luego juntamos ocho o nueve y… ¡veintidós pavos!

—Dígame la peor novela negra o pseudo-negra que haya leído y la mejor.
—Las peores no las he leído porque las he dejado nada más empezarlas. Infinidad de ellas, no porque fueran malas, sino porque no me interesaban. Las “enigma” en general, salvo excepciones, Mankel, etc.
¿Buenas? “Cosecha Roja” me impresionó porque era el primer “hard boiled” que caía en mis manos. Luego todo Chandler. Ahora estoy releyendo sus primeros cuentos. Qué bueno es el tío.



Más informacion:

Editorial Cuadernos del Laberinto
"Todo Bellón", de Julián Ibáñez
Colección ESTRELLA NEGRA, Nº17
1.048 páginas • I.S.B.N: 978-84-947595-1-2 • 22€


 
Julián Ibáñez, autor de un puñado de novelas contundentes que se encuentran entre lo mejor que se ha hecho en España para mostrar, sin afeites pero con una rara potencia, la vida al otro lado de la raya.
LORENZO SILVA (El País)


Julián Ibáñez es, lisa y llanamente, el mejor escritor de novela negra de este país. CARLOS ZANÓN


El que no haya leído todavía a Julián Ibáñez que deje de leer esto, pero ya, y salga corriendo a buscar un libro suyo y lo lea. MAITE URÓ (Fiat Lux)


Para muchos, la figura más interesante y eneigmática de la novela negra española. PIT II


De Julián Ibáñez me leería hasta la lista de la compra. PACO CAMARASA

Gracias, Dios mío, has escuchado mis plegarias, Ibáñez ha sacado otra novela de Bellón. CLAUDIO Cerdán

El James Ellroy español. Sexto Continente (RNE)

La quinta esencia de la novela negra española. ÁNGEL DE LA CALLE