Día Mundial del Teatro en Sexto Continente 186, RNE


Celebramos en Sexto Continente el Día Mundial del Teatro, que tendrá lugar el próximo 27 de marzo, con una selección de los más interesantes autores españoles. Informamos de la obra ganadora y del accésit del Premio Sexto Continente de Monólogo de Humor: Monólogo ganador “Aprendan a leer”, de Klauss S. Neumann (Alemania). La organización concede un accésit al texto “Esclava te doy”, de José Manuel Fernández Argüelles (España). Ambas obras serán publicadas en un volumen de Monólogos de Humor por Ediciones Irreverentes. Leemos un fragmento del Mensaje del día Mundial del Teatro, que este año corre a cargo de la mexicana Sabina Berman.

            Comenzamos las entrevistas con Alberto Conejero de uno de los grandes éxitos del último año con su obra “La piedra oscura” y que nos habla de su libro recopilatorio “Teatro 2010-2015”.
            El dramaturgo Juan García Larrondo, nos propone la lectura de dos libros de teatro muy interesante: “Cerda” de Juan de Mairena y “Gertrude Stein no es el nombre de un piano”, de Francisco Javier Suárez y nos comenta que va a leer la obra de  Belén Pérez “En Black” y nos habla del ciclo "El Teatro se Lee en La Alhambra" en el que participa el 6 de abril. 
            Revivimos “Bodas de sangre”, de Federico García Lorca, con Antonio Miguel Morales, responsable de una interesante edición con un amplio estudio introductorio. Antonio es otro de los 3 participantes en "El Teatro se Lee en La Alhambra", el 14 de abril. 
            Antonio Nieto Aguilar nos propone en clave de comedia la historia de un muchacho un tanto maniático que se va a vivir solo y que se dedica a escuchar a la pareja vecina, en su obra “Teichosfónia”.
            El dramaturgo y director de la webNoticias Teatrales”, Salvador Enríquez, nos explica qué es La noche de Max Estrella, ese fantástico homenaje a Valle Inclán. Un recorrido por Madrid siguiendo los pasos de Max Estrella Y Valle Inclán.

            Para acabar, Vera Kukharava nos propone dos obras de un clásico en vida, Alfonso Sastre: “La taberna fantástica” y “Escuadra hacia la muerte” y Miguel Ángel de Rus nos recomienda “El lector por horas” de Sanchís Sinisterra. Hoy en Sexto Continente celebramos a Talía, musa de la comedia, y a Melpómene, musa de la tragedia.

"Cuando no tenga presente", el nuevo poemario de Conrado Castilla Rubio

Conrado Castilla Rubio
Llega a las librerías de toda España "Cuando no tenga presente" (Cuadernos del Laberinto), la nueva entrega poética de Conrado Castilla Rubio (Pozoblanco, Córdoba. 1963) en donde se deja patente que la intersección entre la vida y la muerte es el olvido.
Nos encontramos con una poesía cuidada, con versos que destilan esmero y humanidad, que rezuman piedad ante los semejantes y muestran al lector cómo nos afecta el entorno y el paso del tiempo.

Hemos tenido la oportunidad de charlar con Conrado, quien nos explica la esencia de su obra.

—¿Qué va a encontrarse el lector bajo este título tan sugerente "Cuando no tenga presente"? 
 —El lector se va a encontrar con una serie de reflexiones sobre la vida cotidiana, sobre una búsqueda de la esperanza que nos lleve a no perder la visión del futuro que nos puede esperar más adelante. Va a encontrarse también con algunos de los miedos vitales que con el paso del tiempo van surgiendo en nosotros cuando vemos que los que nos rodean nos van dejando físicamente o a través de la pérdida de la memoria que les puede llevar al olvido.

—Usted mismo indica que "Cuando no tenga presente" es su poemario más autobiográfico de los hasta ahora escritos. ¿Cómo surge la primera idea, el germen del que parte un poemario?  
—Tras la publicación de mi segundo poemario me planteé tratar un tema diferente a lo que había escrito hasta ese momento. Y creo que la primera idea surgió, como en otras ocasiones, de la observación del entorno en el que me muevo y de mi propia vida cotidiana, y eso es lo que aparece más claramente en la primera parte del libro, pero luego me di cuenta que en el fondo de esa vida rutinaria que más o menos tenemos la mayoría de las personas no estamos solos que hay otras personas que nos rodean, sobre todo nuestras familias, que forman también parte de nuestra vida, y lo que les ocurre a ellos nos afecta a nosotros, de ahí que junto a la observación de la vida cotidiana quisiera indagar como esas otras vidas me afectaban a mí y me di cuenta que sí que me afectaba más de lo que yo me había percatado hasta ese momento, y eso es lo que se refleja en la segunda parte.

—¿De dónde surge el tronco central de sus poemas, esa desesperanza por un futuro, o ese miedo a perder lo que somos?  

—Surge cuando con el paso de los años en mi propia familia comienzan a producirse esas pérdidas a las que he hecho referencia antes: la muerte de mi padre, la pérdida de memoria que comenzó a hacer mella en mi madre. A partir de aquí comencé a plantearme que lo que el paso de tiempo va aportando a nuestra vida puede llegar un momento en que se empiece a perder llevándonos a un presente en el que no sepamos ubicarnos y que eso me asustaba.

—Un tema fundamental en el poemario es el contacto con la naturaleza, los paisajes, la tierra…  

—Efectivamente, en este poemario reflejo esa temática, también en otros textos que he escrito en estos años. Para los que vivimos fuera de nuestra tierra natal el recuerdo del paisaje de esa tierra está siempre presente en mayor o menor medida, pero además yo que soy de tierra adentro siempre me ha gustado situar algunos de mis escritos en el mar y sus alrededores, y sobre todo la ciudad. Unas veces son paisajes reales (las dehesas de mi tierra o las calles o la playa por la que paseo) otras, las más son imaginadas y en ambos casos un tanto idealizadas.

—Todo el mundo comprende lo que es la poesía, pero casi nadie se atreve a definirla. ¿Cómo lo haría usted?  

—Yo creo que la poesía es escribir pequeñas historias partiendo de algún elemento vital: un sentimiento, algún detalle que nos llama la atención cuando vamos por la calle o escuchamos una canción o una conversación ajena a nosotros. Cuando procesamos esa información, la maduramos y le damos forma para despertar una emoción, entonces es cuando podemos decir que hemos hecho un poema. Mientras tanto será otra cosa, pero no poesía.

—La poesía tiene la característica de ser el género literario más íntimo y revelador del autor. Sin embargo, como en todas las artes, debe tener en cuenta al receptor del mensaje (el lector). ¿Cómo afecta esto a su manera de escribir?  

—A veces oímos a algunas personas decir que escriben para sí mismos. Yo no creo que eso sea así. Yo al menos escribo con el fin de que otras personas lo lean, si lo tienen a bien, pues como ya he dicho antes, creo que un poema no deja de ser una pequeña historia y a mi me gusta contar historias a otros. Por ello intento compartir lo que pienso o lo que siento con otras personas. Si noto que lo que he escrito no puede aportar nada, lo guardo en un cajón o directamente lo tiro a la papelera.

—¿Qué aconsejaría a los jóvenes que comienzan a escribir poesía?
Qué lean mucho, qué escriban, qué escuchen la voz de otros poetas, tanto a los clásicos como actuales y que indaguen en su vida y en los que le rodean pues aunque una buena formación académica es importante, no es suficiente para saber mostrar lo que uno desea. Finalmente les recomiendo que cuando lo consideren adecuado lo hagan público. 



Conrado Castilla Rubio
Conrado Castilla Rubio
(Pozoblanco, Córdoba. 1963)
Profesor de Geografía e Historia, es miembro de la Asociación Cultural Naufragio y forma parte del Consejo de Redacción de su revista Saigón.
En 1998 se publicó su primer libro, Desde aquí, (Cuadernos del Gallo nº 23, Ayuntamiento de Pozoblanco) en el que se recogen los editoriales y textos periodísticos escritos en los años anteriores en diversas publicaciones de los Pedroches (su tierra natal) y de Córdoba.
Ha publicado los poemarios Tres esquinas y una más (colección Espiral, Ayuntamiento de Lucena) y Del tiempo que va y viene (Ediciones Moreno Mejías, Sevilla).
Sus poemas aparecen recogidos en diversas antologías como Lucena en verso, Divergentes, Antología del XV Encuentro de Poetas en red y Arrecife de náufragos.
Colabora en diversas revistas literarias, como El rincón del Haiku, Saigón, la Ballesta de Papel o Aldaba.
Además ha publicado diversos artículos relacionados con la investigación Histórico-geográfica de los Pedroches y sobre el patrimonio cultural andaluz y lucentino que ha culminado con la edición del libro Itinerarios sobre el patrimonio histórico de Lucena .
Gestiona el blog La luna del Hereje: conradocastilla.blogspot.com


PROEMIO
Casi todos los días voy,
al menos un rato, a las palabras.
Unas veces buscándolas
                          para crear un poema
                         y otras, las más,
salgo al encuentro de versos de otros.
Una vez encontradas las hago mías,
                        las guardo en el silencio
                       del cajón de mi mesa
y las dejo macerar
durante un tiempo.
Más tarde vuelvo a ellas, las releo,
borro lo que no me gusta
y reescribo con letras mínimas
un poema en mi cuaderno
sin disfraz que lo oculte,
esperando que cualquier día
alguien que busque otras palabras
                       ajenas
                      las encuentre.



Más información:
http://www.cuadernosdelaberinto.com/Poesia/Conrado_Castilla_Rubio.html



Conrado Castilla Rubio presentará Cuando no tenga presente el día 6 de abril, viernes, en La Casa de Los Mora. Lucena (Córdoba)
Con la intervencíón de Luis Ángel Ruiz, Manuel Lara Cantizani, Manuel Guerrero Cabrera y el autor.
Entrada libre hasta completar aforo.

Tenerife Noir: el auge de la mujer en la novela negra. Sexto Continente 185, RNE.



Se emite Sexto Continente desde las Islas Canarias, donde seguimos centrados en el Festival Atlántico de novela Negra, Tenerife Noir. Comenzamos con la lectura del relato “A mi regreso de París”, de Miguel Ángel de Rus; compartimos estudios en RNE de Tenerife con Javier Hernández Velázquez comisario de Tenerife Noir, quien nos habla del festival y nos da algunas pistas sobre su novela “Nunca bombardees Pearl Harbor”; está la ganadora del actual premio Wilkie Collins, Olga Mínguez Pastor, por la novela “La absurda existencia de Dalila Conde” quien nos habla de crímenes contra las mujeres, sectas y uso sexual de las mujeres; tenemos con nosotros a una joven autora canaria, que ya estuvo al comienzo de esta nueva etapa de Sexto Continente, Arantxa Rufo con su thriller “En el punto de mira”; disfrutamos de “Sombras en la meta”, de Pascal Buniet, novela negra ambientada en la conocida carrera Blue Trail. Con efluvios de mafias colombianas; y departimos con el director de Solonovelanegra.com Miguel Ángel Contreras Betancor, quien nos habla de su web de críticas, nos recomienda dos novelas negras, una de Alexis Ravelo, “El peor de los tiempos”, y “Ya no quedan junglas adonde regresar”, de Carlos Augusto Casas, además de perfilarnos el panorama de la actual novela negra y criminal escrita en español. 

Acabamos con un debate sobre la presencia cada vez más importante de la mujer en la novela negra actual, tanto por el auge de las escritoras como por los papeles protagonistas femeninos.


"Tratado de egoísmo", de Juanma Ruiz

Llega a las librería de toda España la nueva obra poética de Juanma Ruiz,  joven madrileño que reparte su días entre la crítica de cine en la  revista Caimán Cuadernos de Cine, la enseñanza sobre cursos sobre crítica y lenguaje cinematográfico y la poesía. «Tratado de egoísmo» es un recorrido por un paisaje bien abonado de referencias culturales, amor y ganas de vivir. Además, destila originalidad y refleja un esmerado trabajo por la profesión de escritor.

«Tratado de egoísmo» adentra al lector en esas inflexiones que hacen de la vida una conjunción imposible entre el espejo y la realidad, en esos detalles esenciales que todos percibimos como el eje de nuestro ser y que barajan el destino: el amor, el deseo, la duda; la tristeza, la desolación, la muerte y el sentido último de las cosas.

Una mirada introspectiva que emplea a la sociedad como lente para analizar —con vehemencia y humanidad— lo que nos conforma.
 
Juanma Ruiz percibe la poesía como una búsqueda de perfección, y en ello se afana con una rima y métrica precisas, con un ritmo sonoro y unos versos cuidados que convierten en música la palabra.


Un título magistral “Tratado de egoísmo” para una obra que destila afecto al arte y desolación ante el desamor.
No creo que se pueda aspirar a hacer arte sin amar el arte, claro. Si no, ¿para qué? Y como además pienso que somos la suma de nuestras influencias, no trato de huir de ello, y dejo que se cuelen en mis poemas algunas de las cosas que amo, desde obras musicales hasta novelas, cómics o películas. Por otro lado, el libro refleja entre otras vivencias el proceso de encontrar el amor, y eso marca su evolución desde el primer al último poema… si hay ‘desolación ante el desamor’ es posiblemente como un poso, los restos de una situación inicial: mi visión del poemario es como una línea trazada desde la soledad hasta el amor, y quiero pensar que (atención, spoiler) tiene un final optimista.

Inevitable fijar la atención en una cubierta tan contrastada y acertada. Y para los amantes fetichistas de los libros, indicar que no sólo huele a tinta, sino que además tiene tacto de melocotón. ¡Qué tentación!
La cubierta es una ilustración de Alex Malikov, un artista ruso que trabaja la fotografía y el retoque de la imagen. Fue una de las propuestas de Alicia Arés durante el proceso de edición, que rápidamente me sedujo por lo impactante de esa figura vendada, y porque me parecía que expresaba bien ese concepto del ‘egoísmo’ entendido como soledad e introspección.

¿Qué va a encontrar el lector tras este título tan peculiar?
Siempre me ha obsesionado la idea de que la poesía es una de las formas más puras de introspección. No la concibo como una rama literaria, sino como cualidad de las cosas: puede encontrarse en una película, en una fotografía, en una escultura… No hay más que fijarse en el teatro de Lorca para entender que la poesía va mucho más allá del verso. Y cuando hay poesía en una obra, invariablemente hay un autor dejando en ella una parte esencial de sí mismo. Por eso creo que, en el fondo, toda obra poética es en cierto modo un tratado de egoísmo.

¿Cómo definiría en cinco palabras su estilo poético?
Como crítico de cine, creo firmemente que no es al autor al que le corresponde definir su obra, sino que son los demás quienes le pondrán las etiquetas que consideren adecuadas… Si acaso, y para que esta respuesta no parezca del todo la de un político dando evasivas, puedo pensar en cinco palabras que intenten explicar de dónde nace lo que escribo: digamos soledad, amor, juego, música, búsqueda.

Llama poderosamente la atención cómo cuida la métrica, la rima y la estructura de sus poemas. ¿Cuánto importan estas características en la poesía del siglo XXI?, y ¿por qué cree que se descuidan tanto?
Creo que, como pasa en todas las artes, existe un deseo de rebeldía juvenil, de “matar al padre” y declarar que las reglas están obsoletas. Y eso está bien, así es como evolucionan las artes, pero no puede convertirse en un ‘todo vale’. Para destruir las reglas primero hay que dominarlas, entenderlas y comprender cuál es su papel. Hoy en día se confunde el verso libre con darle a la tecla de ENTER aleatoriamente, y da igual dónde acaba un verso y comienza el siguiente. Por mi parte, no creo dominar aún las reglas lo suficiente como para pretender destruirlas sistemáticamente. Aunque muchos de mis poemas no tienen rima, sí siento la necesidad de que tengan ciertos ritmos y estructuras. Y además, me parece que eso le añade un componente de juego y disfrute al proceso de escritura y, espero, también a la lectura.

¿Cómo llega a la poesía un redactor y crítico cinematográfico?
En realidad el camino es más bien inverso. Llevo escribiendo poesía desde el instituto, y a la crítica llegué más tarde. Creo que mis dos vocaciones han sido siempre el cine y la escritura, y al final la crítica y la poesía son dos disciplinas que permiten conjugar esos dos ‘vicios’ míos: la imagen y la palabra.

El año pasado fue uno de los periodistas enviados a cubrir el Festival de Cannes ¿Puede considerarse esto un acto poético?
No sé si poético, pero quiero pensar que la crítica, en general, es una forma de resistencia cultural: hay un componente en toda labor crítica de rescatar para el espectador las obras valiosas que, de otro modo, podrían pasar injustamente desapercibidas. De ayudar a difundir el arte que merece ser difundido, y que no siempre llega con facilidad al gran público.

Películas como Paterson (un film que trata claramente el tema de la poesía y la vida cotidiana) nunca llegan al gran público ni a los Premios Oscars. ¿Por qué cree que sucede esto?
Los premios son lo que son, y en especial los Oscars representan exactamente al cine de gran público. Al cine más vendible y visible, y que no necesita mayor notoriedad que la que ya le da el mercado. Ojo, eso no significa que no haya películas excelentes entre ese cine ‘de gran público’, igual que hay obras malas en el cine minoritario… pero los grandes premios dejan fuera un altísimo porcentaje del cine de autor, que a menudo es más libre, más arriesgado en sus propuestas, y menos encorsetado y encadenado a los manuales de guion y puesta en escena. Al final Paterson, como la propia poesía, es una obra para quien la busca, porque la industria no favorece que uno se la pueda encontrar por azar en los escaparates.


Juanma Ruiz 
(Madrid, 1982)
Licenciado en Comunicación Audiovisual. Desde 2010 ejerce como redactor y crítico cinematográfico en la revista Caimán Cuadernos de Cine. También colabora habitualmente con la revista cultural Jot Down. Ha escrito para numerosos libros colectivos sobre cine, y ha impartido clases en distintos cursos sobre crítica y lenguaje cinematográfico. Actualmente es profesor del Máster de Crítica Cinematográfica de Caimán CdC en la ECAM. Entre sus trabajos cinematográficos destaca el cortometraje en 35mm. La duodécima hora (como codirector y coguionista), protagonizado por nombres como Paul Naschy o Ismael Serrano, y seleccionado en numerosos festivales en España y Latinoamérica.

Tratado de egoísmo es su segundo libro de poesía tras Paseos o derivas (Devenir, 2015).

Más información:

Editorial Cuadernos del Laberinto. Coleccción ANAQUEL DE POESÍA, nº 80
I.S.B.N: 978-84-948260-9-2 • 66 páginas • 12€
Prologo de Rodolfo Serrano



Tenerife Noir desde el lugar del crimen. Escritores y violencia de género. Sexto Continente 184, RNE.



Sexto Continente, el café literario de Radio Exterior de España, se desplaza a las islas Canarias para hablar desde los estudios de RNE de Tenerife con los protagonistas de Tenerife Noir, el festival atlántico de Novela Negra. Comienza marzo, las playas están llenas de gente, venimos desde el hotel Escuela de Santa Cruz de Tenerife, donde nos hospedamos, cruzándonos con gente en pantalón corto y camiseta de tirantes, y mientras, nosotros nos dedicamos al crimen y a los bajos fondos de la sociedad. ¿A quién tenemos hoy para hablar de novela negra, hard boiled, novela enigma, policíaca, detectivesca y realismo canalla?



Comenzamos con Alejandro Martín, quien desde la empresa C23 organiza el festival y nos habla del homenaje hecho a dos escritoras pioneras del género negro en España, Lourdes Ortiz y Alicia Giménez Bartlet y nos anuncia que Agustín Martínez, Juanjo Braulio, Alexis Ravelo y Carlos Augusto Casas optan al premio Ciudad de Santa Cruz 2018. Laura Gomara, nos habla de “Vienen mal dadas”, la historia de los peor de la crisis, cuando quiienes dormían en los cajjeros autoático emppiiezzan a reventarlos; Francisco Javier Illán Vivas, nos presenta “Versos envenenados” una novela negra de dos mujeres que se enamoran de losmismmos hombres, leen a Neruda y Luis Alberto de Cuenca y por amor se convertirán en asesinas; Salvador Robles Miras, que suele deleitarnos con sus relatos breves, hoy nos presenta su nueva novela negra “Aurora en la oscuridad”,  una historia de  violencia sexual y crimen con mujeres, en la que una adolescente será agredida sexualmente y asesinada por su profesor. Y el venezolano Juan Carlos Méndez Guédez defiende en Tenerife sus novelas “Una tarde con campanas” y “La ola detenida” y nos habla de la violencia en Venezuela y la nostalgia del emigrado.




Audio de la previa de Tenerife Noir.Sexto Continente 183, RNE.

La mejor novela negra española calienta motores para Tenerife Noir. Sexto Continente 183, RNE.


En Sexto Continente, el café literario de Radio Exterior de España (REE) dirigido y presentado Miguel Ángel de Rus,  hoy nos dedicamos a la novela negra , policíaca, detectivesca y criminal para celebrar que está a punto de comenzar la tercera edición de Tenerife Noir, el Festival Atlántico de Novela Negra, y que haremos los dos próximos programas desde Tenerife con los más destacados autores de novela policíaca, detectivesca, de intriga y negra.
por
Javier Hernández Velázquez, comisario del festival y destacado autor del género negro español, nos anticipa la programación de Tenerife Noir y nos habla de su nueva novela “Nunca bombardees Pearl Harbor”, la historia de un investigador tinerfeño metido en la Barcelona del procés que tendrá que enfrentarse a las cloacas de la realidad. Nos hace un pequeño anticipo ya que hablaremos con más calma desde la sede del Festival tinerfeño.
Hablamos con Justo Sotelo de su novela “Entrevías mon amour”, una obra en la que se mezclan los asesinados durante la guerra civil que nunca tuvieron sepultura, las guerras actuales en países como Irak y la iglesia roja de Vallecas. Y hablamos de la gran duda: ¿Al final, volveremos al frente de guerra? ¿Se puede perdonar?  Julián Ibáñez, pater de la negra española, nos presenta el compendio de sus novelas en un volumen de más de 1000 páginas, “Todo Bellón”, en el que se recogen 8 historias centradas en el delito convertido en una cuestión social: el dinero sucio, las luchas de poder, la corrupción política y moral, la violencia, la prostitución como forma de vida, como forma de encontrar compañía, a veces como estratagema de las mafias.
La periodista y crítica literaria Maica Rivera, de Literocio, quien ya estuviera en Sexto Continente, de REE, en fechas pasadas, nos propone dos novelas negras, de Juan Madrid y de Lorenzo Luengo; Yurena González, de la librería Tinerfeña Agapea, donde se harán actos de Tenerife Noir, nos propone dos novelas negras de autores canarios, Alexis Ravelo y José Luis Corral.
Y acabamos con la recomendación de “El escondite de Grisha” de Ismael Martínez Biurrun.
Siéntense y disfruten, la masacre va a comenzar en unos días en Tenerife, ese eje del español entre España y América, que debería ser complementario, a nuestro entender, con una feria tan fascinante como la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, México.
Pero por hoy comenzamos a disparar.

El filósofo Carlos Dorvier nos acerca la obra de San Juan de la Cruz con "El amado escondido"


Carlos Dorvier


Acaba de llegar a las librerías de toda España un interesante anaquel sobre la obra de San Juan de la Cruz: "El amado escondido", del filósofo madrileño Carlos Dorvier.

Un manual que centra todos sus esfuerzos en facilitar los textos del místico a los lectores del siglo XXI.
"El amado escondido" analiza paso por paso la Noche oscura del alma, la Subida al Monte Carmelo o el Cántico espiritual.

El ser humano es como un dios condenado a muerte. Mientras le llega ese final, es capaz de hacer el bien o el mal; quiere ser amado pero es egoísta; busca la felicidad y nada le satisface. Si sus deseos se llegaran a cumplir, su existencia carecería de sentido y caería en la locura.

San Juan de la Cruz, plenamente consciente de esta tremenda realidad humana, se enfrenta a ella e, iluminado por la gracia, recorre el camino hacia la verdad y la vida más allá de la muerte. Su secreto es haber descubierto que no estamos solos, que nuestra salvación está en el «Amado escondido», y que, para encontrarle, tenemos que hacer el esfuerzo de escondernos con él.

Carlos Dorvier hace una actualización meditada de la obra de San Juan, cuya doctrina es el eco del lamento de San Agustín que, once siglos antes, había exclamado: «Me diste a gustar tu dulzura, y tengo en mi alma un hambre y sed muy viva; me tocaste, y deseé con ansias la paz que procede de ti».


El amado escondido” (editorial Cuadernos del Laberinto), es un manual que pretende explicar al lector del siglo XXI la obra de San Juan de la Cruz. ¿Cómo surgió esta idea y cuál es la mayor dificultad que ha encontrado para actualizar un autor del XVI?

Este libro es la consecuencia de toda una vida en la que la figura y la obra de San Juan de la Cruz ha presidido mi inquietud por comprender la naturaleza humana, sus limitaciones y su necesidad de trascendencia. La mayor dificultad para una gran mayoría al leer su obra está en meterse en la mentalidad de un genio, de su circunstancia y de su época. Yo superé esta dificultad cuando descubrí que San Juan consideraba los fenómenos extraordinarios de la mística como limitaciones que había que superar en el camino de lo auténticamente sobrenatural. Esto me sorprendió y me interesó muchísimo, pues hacia de la mística algo mucho más accesible al común de los humanos.

Para salvar la distancia que la obra ofrece al lector actual, he intentado meter a San Juan en la mentalidad del hombre moderno. A pesar de ello, mi libro puede resultar en algunos momentos difícil en lo que el pensamiento de San Juan pueda tener de revulsivo, como ya lo fue entonces.

—Llama la atención que la obra de San Juan de la Cruz ha trascendido la religión. Como usted dice en el libro “Gusta al creyente y al no creyente; a místicos, filósofos y psicólogos. Es apreciado tanto por espirituales como por artistas mundanos y decadentes.” ¿Cuál es el secreto de su mensaje? 
Para los artistas, su poesía. Para los psicólogos, su análisis de la conducta humana, por lo que se le puede considerar un precursor del psicoanálisis. Para los filósofos, su método sin prejuicios. Para los místicos, su capacidad de trascender cualquier mistificación.

—Si tuviese que definir la obra de San Juan de la Cruz en cinco palabras ¿Cuáles elegiría?
Atemporal, científica, espiritual, esperanzadora y verdaderamente sobrenatural.

—En “El amado escondido” se habla de forma reiterada de que el ser humano se encuentra perdido e insatisfecho en este mundo ¿Qué le lleva a este planteamiento?
El sufrimiento que me supone leer las noticias de todos los días; más conocer la situación de tantas personas cercanas; más mi propia experiencia.

—¿Qué misterio poseen las obras de San Juan de la Cruz y de Santa Teresa de Jesús para que pervivan y destaquen en estos tiempos tan lejanos a los suyos? 
Sufrieron tanto o más que nosotros. Tropezaron con todo tipo de dificultades y, a pesar de eso, conocieron el secreto de la verdadera felicidad. 


CARLOS DORVIER
Licenciado en Filosofía. Ha impartido cursos sobre el «Origen del pensamiento filosófico en relación al cristianismo». Ha dado conferencias sobre la noche del alma; la felicidad en el pensamiento clásico; el amor. Especialista en San Juan de la Cruz. Está interesado en la visión cristiana del psicoanálisis, así como en las inquietudes de los pensadores contemporáneos que han conmocionado Occidente.

En 2014 publicó El mayor misterio, el amor. Filosofía y Cristianismo, un ensayo sobre la importancia entre la razón (el Logos) y los valores que construyeron la civilización occidental. En 2016, Alma en movimiento, una meditación sobre Las Moradas de Santa. Teresa de Jesús, una de la obras más importantes de la mística. Y en el 2017 profundizó en la obra de San Juan de la Cruz con El amado escondido.